"Escribe con sangre y comprenderas que la sangre es espiritu"

Friederich Nietszche







jueves, 20 de agosto de 2009

La familia Zarkin



© Cuento publicado por primera vez dentro de la antologia "La Autopista y otras historias"

Fernando Trujillo

(Diario de Xavier Trujillo periodista e investigador)

Soplaba un demoníaco viento en las calles rumbo a Tad mientras el alba moría para darle nacimiento al crepúsculo, mientras un Rabinshu me seguía en la oscuridad del Crepúsculo, estacione mi auto en una orilla de la carretera obligado por ese infernal viento, fue entonces que desde lo alto de las montañas pude ver a Nyarlarthotep demonio de los feroces vientos que asolaban la región. No se si fue un sueño pero al abrir los ojos supe que estaba cerca de Tad.
¿Que horrores hay ocultos en tus bellos castillos? Oh hermosa tierra de reyes.
Fue cuando llegue a Tad en busca del castillo Zarkin y del antiguo tesoro Zarkin, el castillo se encontraba en las alturas de las montañas por lo cual tuve que escalar la maldita montaña del diablo el lugar donde se encuentra el castillo.
Los viejos suelen contar oscuras historias sobre la montaña del diablo, se dice que en aquella alta montaña a estado maldita desde tiempos inmemoriales y los nativos de Tad suelen rezar a sus santos durante ciertos periodos lunares.
Cuentan las extrañas historias que Satán y sus diablos suelen subir ala montaña para festejar en un aquelarre en el que brujas, vampiros, hechiceros y toda clase de malévolas criaturas bailan al compás de la luna, en una orgía canibalesca de sexo y sangre.
Subía en busca del oro Zarkin el cual ambicionaba, había escuchado sobre una inmensa fortuna, oro, joyas y toda clase de preciosos metales. No le dije a nadie sobre lo que haría, ese tesoro debía ser para mí, detestaba la idea de compartirlo, con ese oro podía pagar unas deudas e incluso vivir como un magnate.
Mientras escalaba recordaba la mas popular de las leyendas de la montaña del diablo y como aparecieron los Zarkin sobre Tad.
Eran los primeros siglos del imperio romano cuando en esa tierra se libraba una batalla entre las legiones romanas y el ejército germano, los romanos estaban liderados por Onésimo el poderoso quien bajo su espada caían guerreros arios.
Foras mano derecha del líder germano al ver como su líder caía bajo la espada de Onésimo, reunió un pequeño grupo de los suyos y huyo a la montaña del diablo, allí Foras construyo en lo alto un pequeño campamento junto con un grupo y allí formaron a sus familias.
Pasaron dos años después de aquella batalla y nadie había vuelto a hablar de Foras y su grupo.
Onésimo decidió investigar donde se encontraban, se dirigió junto con una expedición a revisar el lugar, decidió ignorar las supersticiones bárbaras y se lanzo ala aventura junto a sus fieles soldados. Durante la expedición tardaron tres días al llegar pero cuando llegaron era noche de luna llena, Onésimo y sus hombres vieron el campamento desolado y unas catacumbas en lo bajo del campamento, sin embargo al entrar a aquel lugar sus ojos se llenaron de horror al ver la abominación que encontraron.
¡Eran cientos! ¡Miles! Salieron como enjambre y desgarraron violentamente a la expedición romana.
Aquellas hordas demoníacas que salieron de las catacumbas aniquilaron y devoraron ala guarnición y mas tarde asaltaron Tad, estos diablos eran de tres metros de alto, rojos, cuernudos con unos largos brazos y una afilada cola.
No eran otros eran Foras y sus hombres los cuales se habían transformado en unos sanguinarios demonios.
Esos demonios empezaron a ser conocidos como Fórmanos y arrasaron con las legiones Romanas.
Los Fórmanos se declararon lideres de Tad a la cual reinaron por largo tiempo, durante ese largo tiempo, quedo maldita. Nadie en siglos se había atrevido a aventurarse y corrían rumores sobre una Brujería maldita que practicaban los fórmanos la cual se las había enseñado Satán mismo.
El año 666 había significado el ultimo para los Fórmanos.
Desde las tierras del sur llego una tribu de grandes jinetes ataviados de oscuros ropajes y mascaras plateadas.
Tenían como líder a un hombre de dos metros de alto vestido con una mascara en forma de cráneo y armadura plateada, poseía una gran capa carmesí y unos cuernos en su casco, jalonaba una gran espada forjada en los infiernos.
Este hombre respondía al nombre de Ranfeld Zarkin y junto a su batallón destruyeron a los Fórmanos.
Aquel ejercito conocido como portadores de la muerte eran mucho mas salvajes que los Fórmanos, arrasaban con esas miserables criaturas lanzando malsanos gritos de batalla.
Según estudios recientes, los portadores era una tribu que moraba en los desiertos, criaturas despreciables que pasaban su tiempo secuestrando niñas bizantinas para sus caprichos, robando y torturando a cualquiera que tenia la desgracia de caer en sus manos.
Se les conocía por practicar artes oscuras, invocaciones de dioses blasfemos y orgías sodomitas, amaban el canibalismo y al parecer esa era su principal forma de alimento.
Ranfeld gobernó Bajaría del 666 al 715, su primera orden (para quedar bien con los feudos vecinos) fue ejecutar a toda la tribu de los portadores. La primera noche de noviembre, todos los portadores fueron degollados en público, estos proferían blasfemias y aberrantes chillidos antes que la filosa hacha cortara sus cabezas.
Esas patéticas criaturas solo fueron una buena herramienta para Ranfeld, no se volvió a hablar de los portadores en todos los reinos.
Después de aquella sádica traición, Ranfeld instauro el cristianismo para lograr el favor de Roma, creo un gran ejercito con el que pudo someter a la ciudad, recibió apoyo de otros reinos germanos quienes le temían.
Había llegado al gran castillo Zarkin el cual fue erigido por Ranfeld después de su victoria. Aquel gran castillo tenía una gran torre negra en medio con la cual Ranfeld vigilaba Tad.
Entre al castillo y prendí una linterna entre tanta oscuridad. El castillo era un símbolo de terror para los ciudadanos, ahí se refugio Ranfeld al cual no se le volvió a ver.
Terribles mitos giran alrededor de Ranfeld pues se dice que nadie vio su verdadero rostro el cual se ocultaba detrás de esa mascara de Cráneo, se decía que era un emisario del infierno, algunos decían que provenía de tierras lejanas con cultos blasfemos.
Muchos creían que era el mismo Caín, otros lo llamaban el Judío Errante, pero siempre fue un misterio incluso para su guardia personal.
En el año 715 Ranfeld Zarkin desapareció, sucedió una noche de otoño, que desde su habitación se escucharon unos gritos, cuando los soldados entraron, solo encontraron un puñado de cenizas.
Los ancianos cuentan que en las noches de invierno se puede escuchar cabalgar acompañado de miles de espectros.
Mientras yo había acampado en el castillo fue cuando descubrí una recamara en la cual se alzaba un sarcófago con unas ratas alrededor, me costo abrir el sarcófago pero en su interior vi unas piezas de la armadura de Ranfeld Zarkin. Mientras seguía por el castillo y por mi búsqueda del oro entre a una habitación de lo mas aterradora, parecía una capilla solo que tenia un altar de una serpiente y a sus espaldas unas inmensas alas de murciélago, en medio un altar y en cada una de sus esquinas unas antorchas ahora con telarañas y empolvadas y fue cuando descubrí la primera pista sobre el tesoro. Era un autentico diamante azul cerca del altar pero con mi descubrimiento, también descubrí algo aterrador, en la estatua de la gran serpiente vi unas palabras las cuales desempolve, encontrándome con nombres antiguos y malditos:

TIAMAT* MOLLOCH* KINGU* USTUR* KUTULU* PAZUZU
SAMAEL* LALARTU* ANKHARA* LALASU* LILITH* DAGON

Aquellas tan malditas palabras eran el nombre de entidades malignas de varias culturas
¿O eran una misma? No lo se pero entonces recordé que los miembros de aquella familia tenían tendencias a la locura.
Todos los Zarkin gobernantes de Tad, eran acompañados de una especie de demencia y no es de extrañar pues los sucesores de Ranfeld Zarkin estaban mas desquiciados que el anterior. De Ranfeld Zarkin no se sabe nada pero si de su hijo Warlen Zarkin el loco.
Warlen nació el 1 de octubre del 669, nadie lo vio nacer y nadie sabe quien fue su madre, ni como fue su niñez. La primera vez que el pueblo de Tad lo vio fue en el año 696 cuando Ranfeld lo presento como su hijo.
Warlen era un hombre pálido de un cabello rubio y alborotado de piel blanca y unos extraños ojos carmesí los cuales empezaron a caracterizar a los Zarkin, en cuanto a su actitud no era como su padre, era un hombre que sabia varias lenguas y muy culto en cuanto a la historia antigua, sin embargo también era una personalidad extraña pues rondaba todas las noches las calles, entonando unas palabras extrañas y siempre en un estado de trance, eso ocasiona las burlas tanto de soldados como de aldeanos. En el año 715 con la siniestra desaparición de Ranfeld, subió al poder Warlen quien gobernó del 715 al 735.
Cuando Warlen subió al poder se hizo mas extraño y apartado, nunca daba un discurso al pueblo y siempre organizaba una fiesta los sábados a medianoche en la que solo el bailaba y cantaba en el cuarto principal.
Lo mas extraño fue que Warlen pedía cada fecha especifica una joven virgen para que entrara a su castillo, sobra decir que nunca se le volvía a ver.
Mientras que cada luna llena Warlen salía de su castillo solo a los pantanos, todas estas cosas ocasionaron el descontento de la gente.
La noche del 735 mientras Warlen cabalgaba en caballo hacia los oscuros bosques, fue sorprendido, por una banda de campesinos y acribillado en ese lugar. Pero el horror de los campesinos fue que al llegar a una cueva donde se dirigía Warlen estaba un altar de una mujer desnuda sosteniendo una serpiente y atrás unas enormes alas de murciélago, algo se desato esa noche y mientras los campesinos huían algo acabo con ellos.
Lo único que se encontró fueron sus cuerpos mutilado, nadie volvió a esos horribles pantanos hasta ahora.
Seguía mi búsqueda por el oro, descubrí una recamara secreta que se dirigía al bosque (conocido como el bosque de Lilith).
Lo cual me hizo suponer que Warlen salía por ahí, fue justo cuando pise un pasadizo y me resbale a una estancia secreta, estaba en lo bajo del castillo y al prender mi linterna fue cuando advertí una enorme pintura: una bella mujer desnuda siendo mordida en el cuello por un demonio mientras otro le mordía la vagina, pareciendo que la masturbaba y unos muertos levantándose. Aquella pintura malsana parecía un capricho de Goya o una visión infernal de Uggo, me puso los pelos de punta, seguí camino adelante con mi linterna en mi búsqueda por el tesoro y fue cuando entre a un cuarto el cual tenía un caldero ahí y fue cuando recordé de los sucesores de Warlen Zarkin.

Según los cuentos en el año 725 sucedió algo de lo más bizarro.
Warlen dio a luz a unos gemelos, fue algo espantoso y repulsivo el que un hombre haya parido, lo que parió fue peor. Esos gemelos eran Otto y Erina quienes nacieron un 31 de octubre del 725 pero a pesar de ser gemelos eran muy distintos, después de la muerte de Warlen, ellos subieron al poder como reyes de Tad.
Erina a pesar de su tierna edad era una chica muy bella, de un cabello largo y castaño, una bella sonrisa y esos hermosos ojos carmesí que cautivaban al pueblo.
Era una chica educada, líder innata, culta en cuanto a lenguas e historia.
Por otro lado Otto Zarkin era un ser de lo peor a pesar de sus doce años, tenia un rostro arrugado y piel albina, a diferencia de su hermana el no era nada culto y se cuenta que no sabia leer y con trabajo escribir.
Muchos cuentan que Otto era un ser necrófilo pues cada noche salía a los cementerios y empezaba un depravado ritual de sacar cadáveres para luego tener un relación sexual y al final comérselo.
Fue esa razón que el pueblo empezó a odiarlo.
Una noche del 737, Otto salió a una ronda mas en el cementerio, sin embargo mientras desenterraba una tumba alguien le cortó la cabeza.
Esa fue la última noche de Otto Zarkin.
Su muerte no le importo al pueblo y pronto fue olvidado dejando a Erina como única reina.
Erina contaba con doce años cuando fue la reina absoluta de Tad y la mas querida, a pesar de pertenecer a la familia Zarkin, Erina era muy querida por Tad.
Organizaba grandes fiestas como carnavales y mascaradas en las que asistía todo el pueblo, ricos y pobres no había discriminación, también asistían grandes príncipes y comerciantes de grandes reinos; la corte de Bizancio traía regalos como oro y alfombras lujosas mientras reyes del norte venían a disfrutar de las grandes fiestas.
Muchos príncipes, mendigos, caballeros y comerciantes venían a pedir la mano de la reina Erina pero ella nunca aceptaba.
En el año 739 Erina se caso con Zelamir el bello hijo del rey de un feudo vecino.
Zelamir era dos años mayor que ella, un muchacho de ojos azules, rubio, de una piel blanca y muy culto.
Poco después de su boda, se fue a vivir al castillo Zarkin.
Zelamir le había regalado a Erina un bello anillo, esculpido en Roma durante la era Augusta, fue este anillo tan bello que tanto el pueblo como la realeza lo recordó especialmente por que el anillo tenía una figura de un cráneo reflejándose en la parte del diamante.
En el año 741 durante una mascarada organizada por los reyes Erina y Zelamir que este ultimo estaba con su familia en el castillo cenando, cuando una música extraña empezó a sonar en todo el castillo, había un olor a incienso y poco a poco el castillo iba oscureciendo cada vez más.
Entonces llegaron unos invitados vestidos con unas capas carmesí y negro que cubrían su rostro, estos extraños invitados bailaban y no pronunciaban ni una palabra, los familiares de Zelamir estaban asustados.
-¿que es lo que hacen aquí?—pero con esa pregunta vio el rostro pálido de sus familiares quienes caían al suelo, como si algo los estuviera atacando.
Zelamir quedo sudando, lleno de terror.
Lo último que vio el joven rey fue que sus familiares se levantaron con el olor del incienso y bailaron uno con el otro. Era real cuando a Zelamir lo toco del hombro uno de los invitados con una mascara de cera y unos ojos carmesí.
—Solo nos faltas tú—dijo con una voz gutural.
Zelamir quiso huir, cayo a un pasadizo, abajo escucho una pequeña respiración, notó una recamara en el subsuelo del castillo.
Al entrar encontró un lugar con una bella seda carmesí y una gran cama carmesí, en ella vio algo que causo repugnancia;
Erina estaba completamente desnuda siendo masturbada por un ser inmenso con unas garrafales alas de murciélago y cabeza de perro, quiso huir cuando Erina le confeso que ella enveneno la comida para matar a su familia, se levanto ante la mirada atónita del joven rey y clavo sus uñas en su cabeza matándolo al instante. A la mañana siguiente los cuerpos de la familia del joven rey se encontraron regados en las calles.

Cuando murió Zelamir, Erina estaba embarazada.
El 22 de diciembre del 742 dio a luz a un ser llamado Tabriz Zarkin ultimo miembro de esta familia.
Tabriz había nacido sin un sexo definido pero lo hicieron pasar por un varón, era un bello (a) chico (a), de esos ojos carmesí, una piel pálida y el cabello negro.
Durante mascaradas y carnavales el príncipe Tabriz se sentaba junto a su madre.
Cuando el príncipe cumplió diez años se caso con su madre en secreto, sin embargo muchos rumores indican que antes que el príncipe cumpliera diez años su madre le hacia el amor noche tras noche mientras dormía.
Tales perversiones y degeneraciones en su más bajo nivel me hizo aborrecer a Erina, en ese momento mi lámpara dejo de funcionar durante unos minutos
-¡Mierda!—exclame, al parecer se acabaron las pilas a si que decidí encender una pequeña lámpara y buscar en un mapa del castillo la habitación del tesoro.
Mientras recordaba la historia de la familia Zarkin trataba de averiguar el lugar de ese tesoro.
-este lugar me daba horror y asco—decía cada vez que recordaba los últimos años del gobierno de Erina Zarkin.
La popular reina seguía organizando sus carnavales y mascaradas cada vez mas extraños pues Erina invitaba jóvenes de todos los reinos y una vez dentro del castillo nadie sabia nada de ellos, también se sabia de las discusiones entre el joven Tabriz y su madre, la reina se molestaba cada vez que el joven quería hacer una pareja durante las fiestas.
Mientras recordaba eso escuche unas pisadas y unos gruñidos en el piso superior cosa que me puso nervioso por un momento y me levante pero carajos era solo mi imaginación en este lugar giran millones de leyendas
<< ¿Quién dice que son reales?>>me preguntaba.
Se cuenta que en el año 758 hubo una violenta discusión en el palacio después de una fiesta en el feudo vecino al que acudió la reina y su hijo, en la cual el(la) joven conoció a una chica rubia, de ojos azules llamada Sophie de la cual se enamoro cosa que a su madre no le gusto.
Al llegar Erina regaño a Tabriz por tal infidelidad y traición pero el (la) joven agarro a su madre y en un acto de ira la estrangulo.
Fue el fin de Erina Zarkin y el principio del reinado de Tabriz Zarkin quien reino del 758 al 768.

Mientras lo recordaba trataba de encender una mugrosa lámpara, saque un poco de agua de mi cantimplora y valla que estaba cansado, según mi reloj era las ocho y lo único que quería era encontrar el tesoro e irme de este maldito lugar.
Cada vez que respiro escucho unos pasos los cuales son más y más cercanos.
Mierda estoy muy asustado pero debo relajarme. Son solo leyendas.
Tabriz el ultimo monarca Zarkin era el (la) mas bello(a) de todos los monarcas Zarkin, exceptuando a su madre.
Según datos durante su reinado, magos de todos los feudos acudían a su corte.
El joven rey se obsesiono con el deseo de conseguir la juventud eterna, para eso llamo a los mas poderosos magos, desde adivinos, alquimistas y viejos druidas.
Ejecutaba a todo aquel que no conseguía resultados, se cuenta que centenares de esos cadáveres fueron para el paladar de los perros.
Termino mi descanso, seguiré en mi búsqueda por el tesoro ya anhelaba esas joyas, doblones, monedas y diamantes todo lo tenia en mis sueños pero mientras caminaba, esas pisadas me seguían.
Cuando me recosté frente a una pared esta dio un giro encontrándome en una habitación secreta, en ella se encontraba un enorme sarcófago de piedra y unas antorchas apagadas a su alrededor, me acerque a ese gran sepulcro, encontrándome con el cadáver de una mujer momificada, podría ser Erina la esposa-madre de Tabriz, tenia el anillo que Zelamir le regalo.
Decidí sacar el anillo del dedo –seguro debe tener un gran valor—y me largue de ese lugar.
Mientras salía recordé la historia que se cuenta sobre Tabriz Zarkin;
Pasaron dos años desde que subió al trono y la mayor parte de su fortuna la encaminaba a la búsqueda de la inmortalidad.
Un buen día llego un extraño hombre procedente de tierras orientales, era un sujeto cadavérico que se hacia llamar Nammtar
-¿Quién eres tu?—pregunto el rey de Tad.
-Mi nombre es Nammtar y he venido a traerle un regalo su majestad—dijo el gran mago con voz chillona.
El rey no dijo nada, esperaba una respuesta.
–La eterna juventud—dijo el mago sonriente.
Se mostró emocionado.
–Esta bebida debe tomarla cada luna llena y tendrá juventud pero déjela en la luz de la luna nueva su majestad—dijo el mago en eso Tabriz acepto el trato se llevo la bebida y despidió al mago quien partía para nunca volver.
En el año 760 Tabriz pidió la mano de Sophie la princesa del reino vecino y ambos se casaron en una gran boda celebrada en el castillo Zarkin. Ambos contaban con dieciocho años y decidieron gobernar Tad.
Para su llegada Tabriz clausuro todas las puertas y pasadizos que conducían a algún rito de magia negra, quería renunciar a todo eso, deseaba empezar de nuevo..... No todo seria felicidad.
Tabriz le prohibía a Sophie tener relaciones sexuales y vedaba cualquier tipo de intimidad con ella. También le impidió que entrara a alguna habitación clausurada, eso era muy extraño para una pareja casada decían el pueblo y la familia de Sophie.
En su intimidad Tabriz le subió el vestido a Sophie y beso sus piernas luego abrazo sus senos y la beso.
–Te amo—decía siempre, así pasaron dos años en los que Sophie pudo aguantar, sin embargo una noche del 762 unas voces empezaron a acosar a la dulce reina, voces de odio, cuando ella se hinco a llorar y a llorar en eso un chillido de un bebe la atormentaba, mientras se acercaba a la puerta, al abrirla toda su recamara repleta de sangre y carne humana siendo masticada por diablillos.
Grito desesperadamente y al abrir los ojos estaba normal la habitación apareció Tabriz quien consoló a su esposa.
Tabriz hizo un trato con Sophie ante sus quejas de frialdad harían el amor pero ella tenia que tener los ojos cubiertos. Eso se hizo extraño pero acepto y así paso un año para Sophie quien ambicionaba preñarse.
El 763 dio paso al 764 y al 765 mientras Sophie mostraba signos de madurez Tabriz seguía con un rostro inocente y siempre joven ella sospechaba de la juventud de su esposo y mas sospechaba cuando el (la) joven le obstaculizaba verlo en noches de luna llena y nueva.
Por las noches las pesadillas de Sophie continuaban pero siempre era tranquilizada por su esposo. En el año 766 Sophie mostraba signos de locura, decía que escuchaba voces hablándole sobre diablos y poderes fantasmales, también de ritos de magia oscura, ella perdía la cordura y eso preocupaba a su esposo. Tabriz ordeno la construcción de un gran y enorme castillo donde viviría con su esposa. Todas sus intenciones se derrumbaron con la desaparición de Sophie.

Recorría oscuros pasadizos que parecían un laberinto, la lámpara esta dejando de funcionar, cada vez escucho mas cercanos los pasos saque un revolver el cual tenia guardado en la mochila, no se si es una paranoia pero alguien me a estado siguiendo. Matare al hijo de puta que me quiera hacer algo así que cargue el revolver y volví a lo mió encontrar el tesoro.
Sophie desapareció, tras un año de buscarla Tabriz perdía la poca cordura que le quedaba. Ordeno a los soldados abandonar el castillo nadie debía saber los oscuros secretos Zarkin y así buscaba a su amada en la soledad.....jamás la encontró. En su ira destruyo la pócima de la juventud que le había dado el mago Nammtar, al mirarse al espejo tenia un aspecto mas maduro, casi de treinta años y entonces abrió los ojos.
El no era eterno, era una aberración sin sexo definido, cuya madre una loca lo amaba de una manera apasionada.
Todos eran unos dementes, adoraban fuerzas del mal practicando aquellos cultos enfermizos.
Sabia que Sophie lo había abandonado ella quería ser madre, tener una familia.
Tabriz no podía tener hijos, por que no era un hombre ni una mujer sino una asquerosidad de la vida y si tenia un hijo seria igual de demente que el o su madre o su tío y sus antecesores y así seguiría hasta que todo acabe de una manera trágica.
Tabriz destruyo los libros oscuros que su bisabuelo trajo desde tierras lejanas pero eso no salvo su alma y la locura lo atrapo con un beso. Incesto, seres andróginos, fuerzas demoníacas y demás mierda toda era una historia funesta plagada de horror y locura.
Yo seguía escuchando voces y esos infernales pasos ¡Que alguien los pare!
¡Dios ayúdame! Tengo miedo mucho miedo, esos dementes Zarkin murieron pero sea lo que sea que adoraron sigue aquí en este castillo, en esta maldita montaña llena de maldad donde el cruel Azag-Thoth ruge desde la cima, donde Onesimo y sus legiones fueron brutalmente masacradas por los Fórmanos.
Tabriz también sentía un poder maligno pero el solo quería hacer el bien sin embargo ese poder lo ilusiono pensó que era joven pero estaba envejeciendo igual que todos las voces que escuchaba fueron sobre su destino como portador de la palabra del dios maligno. El se negaba, pedía que le dijeran donde esta su amada Sophie pero ella había desaparecido y sabia que no era cierto.
Fue apresada y sufrió algún horrible destino.
768 una noche de enero el viento soplaba muy fuerte esa maldita noche Tabriz Zarkin salto desde la torre principal del castillo, el ultimo rey de los Zarkin fue encontrado sobre un charco sangrando y sucio un final poco afortunado para un rey.
Fue el destino del ultimo monarca Zarkin desde entonces nadie ha vuelto a subir a la montaña del diablo donde brujas y demonios realizan aquelarre de sexo y sangre. Todo quedo en cuentos populares y mitos para asustar a los niños, para que se vayan a dormir, pero en Tad nadie menciona al castillo, se ha convertido en símbolo de temor y yo quien escribo puedo sentir el horror inquietante, mi lámpara pronto se quedara sin luz, al diablo con el tesoro.
Debo salir de este maléfico recinto pero por alguna maldita razón mi reloj sigue marcando las ocho.
Es como si el tiempo se hubiera detenido no puede ser ¿dónde carajos esta la salida? Se que estoy perdido en este lugar...se que algo esta siguiéndome escucho sus pasos muy cerca y extraños gruñidos, si tan solo tuviera un celular o algo pero estoy en la oscuridad mi lámpara se encuentra débil y entonces veo algo en la oscuridad
¡Dios esta cerca! Pude ver una sombra con forma poco humana por lo que dispare tres balas.
¡Malditos sean los Zarkin! ¡Maldito sea este lugar! Donde se esconde algo más antiguo que el diablo cristiano.
Me quedan pocas balas.
La lámpara ha quedado sin energía.
Soplaba un demoníaco viento mientras un Rabinshu me seguía en la oscuridad del Crepúsculo fue entonces que pude ver a Nyarlarthotep demonio de los feroces vientos que asolaban la región. No se si fue un sueño pero al abrir los ojos supe que el estaba cerca, quien embrujo la montaña del diablo y concedió poder a los Zarkin.
Aquel mal proveniente de otros mundos, un mal más antiguo que el mundo que el sol y la luna.
Dios me tenga en su gloria y a aquellos que osen enfrentarse a el.

FIN

Junio 2002-reescrito noviembre 2007

No hay comentarios:

Publicar un comentario