"Escribe con sangre y comprenderas que la sangre es espiritu"

Friederich Nietszche







jueves, 4 de enero de 2018

La Confederación vs la república




(Imagen editada por OIPHV)



Por Fernando Trujillo

Al escribir estas líneas planteo las líneas de un modelo confederado que sustituya al actual modelo republicano que actualmente existe en este territorio llamado México.
Es año de elecciones y durante los siguientes meses se nos va a bombardear con propaganda política electoral en las calles y en los medios, con campañas pagadas con dinero público y todo tipo de propuestas milagrosas y absurdas para tener votantes. No importa por quien votes, si por la derecha o la izquierda, si por un independiente o algún mesías populista, las elecciones son una perpetuación del modelo republicano masónico impuesto en 1824.
Se debe dejar en claro también que el republicanismo moderno no tiene relación con las repúblicas antiguas como la romana que estaban basadas en la jerarquía y el orden. El modelo de republica que está instalado en México es el republicanismo masón y de carácter liberal impulsado por la revolución francesa.
Dejando esto claro podemos decir primero que nada que la Confederación es las antípodas de la república. La palabra Confederación viene del vocablo latino confoederatio y viene a ser la alianza o unión de Estados soberanos para defender intereses en común.
En la Confederacion los Estados mantienen su autonomía mientras que en la republica todo el poder está centralizado en una oligarquía corrupta y cínica, todo lo que esta oligarquía demande como ley se tiene que acatar en los otros Estados y eso incluye el saqueo de recursos naturales y materiales. En una Confederacion cada Estado es dueño de sus recursos, en la republica estos pertenecen a la que funge como capital, en la republica los estados quedan endeudados y empobrecidos mientras que la mayor parte de sus recursos pasan a enriquecer a la capital. La Confederacion viene a ser unión dentro de una autonomía, mientras que la republica viene a ser sometimiento a una oligarquía.
Una Confederacion hispánica debe de estar forjada en los valores de la Hispanidad, en contraste en la república no existe ni diversidad ni autonomía, han creado una identidad artificial para todos los Estados, una identidad cultural sin hispanidad en la que todos somos mexicas y chilangos.
La Hispanidad es diversa y cada Estado tiene su forma de vivirla, así una Confederacion debe de respetar la identidad yucateca, veracruzana, neoleonesa, tapatía, etc. Mientras que la republica es propiamente anti-hispánica, elabora una falsa identidad basada en un indigenismo moderno, en la republica solo los mexicas valen y no los demás pueblos indígenas, en la republica la identidad artificial creada es una identidad centralista, es la del mexica, el mirrey, el chilango, el pachuco y el bebedor de pulque. Toda una identidad que no tiene relación con los valores hispanos.
Entonces se puede decir que la Confederacion está arraigada a la Hispanidad y la republica a una identidad artificial. Que la Confederacion es autonomía mientras que en la republica todo está centralizado. Que en una Confederación se busca la unión y el bien común mientras en la república se busca el beneficio de la oligarquía centralista. En una Confederacion cada Estado tiene su propia forma de celebrar su identidad hispana, en la república se desprecian los valores hispánicos y se celebran los valores masónicos. Que la Confederacion es un modelo orgánico, basado en las tradiciones, los valores regionales y la identidad de cada pueblo, la republica es un modelo inorgánico copiado del modelo estadounidense e incompatible con los valores de los pueblos hispanos. Que en la Confederacion tienen sus propias tradiciones y costumbres, de la república se exportan (y se imponen) a los otros Estados lo que es la narcocultura, la cultura chilanga con su música y formas de vestir deplorables y el arte decadente de Kahlo, Rivera y Siqueiros. Que en la Confederacion cada región se rige así misma de acuerdo a sus propias leyes y tradiciones, en la republica todo está regido por el presidencialismo de la capital, la partidocracia moderna respaldada por banqueros y las castas políticas e intelectuales.
En la Confederacion cada región tiene sus propios héroes patrios, en la república se sepultan estos héroes y se imponen los “héroes” creados por el centralismo de corte masónico, estos son Juárez, Hidalgo y Cárdenas.
Lo mismo sucede con los pensadores e intelectuales, el centralismo impone sus propios escritores, todos ellos anti-hispánicos y liberales como Poniatowska, Rius y Monsivais.
Cada gobernante que han tenido los Estados han sido impuestos por la republica pero ninguno de ellos le es leal a su respectivo Estado, todos le son leales a su propio partido que rige desde el centro del país, en una Confederacion el gobernante debe de ser alguien primero leal a su región y defensor de los valores de la Hispanidad.
Tal es el poder centralista que durante el terremoto que devasto grandes regiones de México, la capital CDMX exigió donaciones y recursos a los otros Estados como prioridad, todo a través de campañas masivas de las televisoras y el Internet, no le importo los otros estados afectados, solo querían donaciones para ellos y es que la CDMX podría haberse reconstruida sola con todo el poder y recursos a su disposición pero esto fue una demostración de poder y soberbia. Esto no fue orquestado por supuesto por los afectados y las victimas que sufrieron pérdidas humanas y de su patrimonio, si no por las oligarquías de políticos y de títeres televisivos que querían donaciones y recursos para ellos, para usarlos en las campañas de este año.
A este punto debo decir que la idea de Confederacion sería la antípodas también del separatismo como es el caso de Cataluña, una Confederacion Hispana viene a ser autonomía dentro de una región y forjar lazos de unión y hermandad con los otros Estados Hispanos. Lo del separatismo catalán es un hecho vergonzoso, una idea realizada por una oligarquía de liberales, feministas y políticos de poca monta que odian la herencia Hispana y sirven a los intereses a otros países que quieren la división y debilitamiento de España. No es de extrañar que los defensores del separatismo catalán fueran partidos de la extrema derecha como el partido de Nigel Farage en Inglaterra, el FPO de Austria y el partido de Geert Wilders de Holanda, todos ellos anglosajones.
La idea de Confederacion Hispánica también es la antítesis de la idea marxista de Patria Grande, modelo que anula la diversidad hispana e impone un indigenismo moderno, un modelo defendido por el Foro de Sao, así como intelectuales de izquierda, políticos castro-chavistas y algunos nacionalistas despistados, modelo también defendido por Rusia y China que buscan la hegemonía en el continente.
Lo mismo que el caso mexicano, la identidad hispánica en Centro y Sudamérica es diversa, están la identidad peruana, argentina, chilena, brasileña y demás todos ellos con sus propias tradiciones, costumbres y modos de gobernar.
Tras toda esta exposición queda claro que la Confederacion Hispánica es la antítesis y la única alternativa al podrido modelo republicano, este periodo de elecciones cabe recordar que esta república y sus representantes no representan a ninguno de los Estados, ellos solo ven votantes y recursos que saquear. Los partidos políticos, los intelectuales, los banqueros, los caudillos demagógicos, todos son leales a la Usura Internacional y no a la Hispanidad.
En el modelo confederado cada región autónoma debe guiar a su gente a un mejor nivel de vida, desarrollar al máximo sus capacidades y la de su territorio, elegir a los mejores entre ellos y sacar todo el potencial de sus recursos hacia adelante, el objetivo no debe ser la “felicidad” de su gente sino el cumplir un gran destino.
Actualmente la situación de los pueblos de México es la misma que la de hace quinientos años, antes de la llegada de los españoles, los pueblos indígenas de la región vivían sometidos bajo la tiranía de Tenochtitlan, pero a diferencia de esa época no va a llegar un Cortes y su armada a liberarnos, tenemos que hacerlo por nosotros mismos.
El estado iluminista es un modelo caduco, un modelo que nunca funciono y que se sigue perpetuando en el mundo occidental, la gran revolución de nuestro tiempo seria tirar ese modelo y buscar una alternativa acorde con nuestra identidad.
El máximo nivel de cultura y excelencia que puede alcanzar un pueblo es el Imperium pero para eso se necesita un modelo confederado como principio para llegar a este máximo grado y para eso se necesita mucha lectura, acción, debate y contra debate pero sobre todo recuperar la identidad y tirar a la basura este modelo fallido llamado república federal mexicana.


Enero 2018




No hay comentarios:

Publicar un comentario